Empresas & Management
Fecha de publicación: 2019-10-06

Netflix apunta a los bonos basura para financiar producciones

La compañía se reunió con inversionistas en Londres y Nueva York el mes pasado en una conferencia bancaria donde indicó que podría haber otra venta de bonos en octubre.

Por Bloomberg

Si la historia sirve de guía, Netflix regresará pronto al mercado de bonos basura para financiar su creciente producción de programas de televisión y películas. El gigante de la transmisión, que ya ha señalado a inversionistas que planea regresar al mercado, ha emitido deuda en octubre durante los últimos tres años, y analistas anticipan que este mes no será diferente.

La compañía se reunió con inversionistas en Londres y Nueva York el mes pasado en una conferencia bancaria, donde indicó que podría haber otra venta de bonos en octubre, según personas familiarizadas con el tema que contactó Bloomberg y que pidieron no ser identificadas. Netflix gastará aproximadamente US$14.500 millones en programación este año, un total que incluye licencias para repeticiones al igual que programas originales como 'Stranger Things' y 'The Irishman'. La compañía aceleró su gasto para suministrar programación en todo el mundo, desde dramas en India y España hasta programas de telerrealidad en México.

La empresa ya tiene más de US$12.000 millones en deuda a largo plazo. Su creciente demanda de nueva programación le ha obligado a pedir prestado a pesar de sus enormes ventas. Las ventas anuales deberían superar los US$20.000 millones este año, más del doble de la cifra de hace solo unos años.

“Nuestro plan todavía es utilizar la deuda de alto rendimiento para financiar nuestras inversiones de contenido como lo hicimos en abril”, dijo la compañía en julio en una carta a accionistas.

Rivales
Analistas también esperan que el emisor salga pronto a la superficie con un acuerdo, y generalmente emerge después de las ganancias. Netflix informa el 16 de octubre. Un representante de Netflix declinó hacer comentarios más allá de la declaración en la carta de julio.

“Con US$5.000 millones en efectivo disponible y orientación para un aumento de 2,500 mdd de uso de efectivo en el segundo semestre 2019 (y uso continuado en 2020), no nos sorprendería ver que Netflix amplía su racha de finales de octubre de aumentar el financiamiento de bonos adicionales a un cuarto año consecutivo”, dijeron analistas de CreditSights en una nota reciente. Sus calificaciones crediticias Ba3/BB-/BB-, que se ubican en la banda superior de la escala de bonos basura, probablemente atraerán a inversionistas que han estado clamando por bonos de mayor calidad.

Sin embargo, una oferta podría recibir un poco más de escrutinio por parte de los inversionistas en medio de un creciente enfoque en una mayor competencia de los rivales emergentes, incluido Apple TV, Walt Disney, AT&T y Comcast, y presión sobre el crecimiento de suscriptores.

Inversionistas que se reunieron con la compañía el mes pasado también mencionaron preocupaciones sobre sus necesidades de gasto en contenido y el rápido potencial de uso de efectivo, dijeron las personas. El uso de efectivo podría alcanzar los US$2.400 millones en el segundo semestre del año y casi US$3.000 millones para 2020, según analistas de Bloomberg Intelligence.

RELACIONADAS