Tecnología
Fecha de publicación: 2019-04-11

Este chip de Qualcomm está diseñado para acelerar la inteligencia artificial

Qualcomm, mejor conocido por sus procesadores para teléfonos celulares, planea fabricar chips para inteligencia artificial que puedan hacer funcionar centros de datos de miles de poderosos servidores.

Por CNET

La inteligencia artificial —o tecnología de redes neuronales basada vagamente en el cerebro humano— está revolucionando el cómputo con habilidades como distinguir lo que hay en una fotografía o entendiendo el discurso humano. La mayoría de esos procesos de AI (como se le conoce por sus siglas en inglés) los tiene tu teléfono o tu laptop, pero mucha de la magia ocurre en centros de datos. Es por eso que Google, una de las mayores potencias en el rubro, diseña sus propios procesadores de AI.

El próximo chip Cloud AI 100 de Qualcomm llevará el alma móvil que tiene la empresa a los centros de datos. Ahí, los servidores conectados a la energía eléctrica no deben preocuparse por la duración de unas baterías. Sin embargo, la energía sigue siendo una limitación importante, en términos de suministrar la suficiente y eliminar el calor residual que puede hacer que las computadoras fallen.

"Pensamos en términos de rendimiento por vatio. Estaremos en una muy buena posición en la nube para AI", aseguró Keith Kressin, vicepresidente de Qualcomm. En cuanto al desempeño bruto, el chip Cloud AI 100 de Qualcomm debería ser 10 veces más rápido que la tecnología actual, agregó. Si la compañía cumple con las entregas como las tiene programadas en 2020, deberíamos esperar que las tareas de AI se vuelvan más comunes, rápidas y más sofisticadas, ya sea reconocimiento facial, detección de fraude, traducción, análisis de escaneo médico o cualquier uso que se le dé a la tecnología de red neuronal.

Los otros fabricantes de chips, sin embargo, tampoco están sin hacer nada. Un sector completo de la industria de procesadores —desde empresas nuevas hasta Apple— diseñan su propia tecnología personalizada de procesadores de AI.

Qualcomm tendrá que demostrar su valor, dijo David Kanter, analista de Real World Technologies. "En última instancia, dependerá de la relación precio-rendimiento y la eficiencia energética".

Microsoft, otra potencia en AI, ha confiado en un tipo de procesador rápido y a medida llamado matriz de compuerta programable en campo (FPGA, por sus siglas en inglés) para que sus centros de datos mejores su búsqueda en Bing, además de otros servicios que usan AI. Según Kressin, sin embargo, la AI ha madurado lo suficiente como para superar esa fase y, por tanto, justificar los chips específicos de AI.

"Se ha establecido al grado de que el mercado está creciendo exponencialmente", explicó. "Para nosotros, es un mercado de miles de millones de dólares para los próximos dos años".

Los prototipos de estos procesadores deberían estar disponibles para la segunda mitad del año y las versiones finales se enviarán en 2020, aseguró. La compañía Taiwan Semiconductor Manufacturing Corp. construirá el procesador.

RELACIONADAS