Claves Del Día
Fecha de publicación: 2015-03-20
Claudio Hidalgo, Chief Operating Officer (COO) para el Caribe y Centroamérica de la compañía irlandesa de telecomunicaciones Digicel. (Foto: Cortesía).

Istmo tiene potencial para ampliar relación con Asia-Pacífico

Panamá y Costa Rica, que buscan su ingreso a la Alianza del Pacífico, podrían servir, según un alto ejecutivo de Digicel, como plataforma para futuros negocios intrarregionales, teniendo en cuenta presencia y vasta experiencia de la empresa en Asia-Pacífico, además de en América Central y el Caribe.

Por: Luis Alberto Sierra – estrategiaynegocios.net

La intervención el pasado ocho de marzo del presidente panameño Juan Carlos Varela como invitado y orador de cierre en la Cumbre de Transpacífico, en el balneario colombiano de Cartagena de Indias, fue una señal clara de la dinámica por el interés mutuo en la profundización de las relaciones entre Asia-Pacífico y América Latina, y en momentos en que Panamá y Costa Rica esperan la posibilidad de integrarse a la Alianza del Pacífico (AP).

En 2011 fue que Colombia, Chile, México y Perú constituyeron la AP, como un puente en la relación con Asia.

La ocasión de esta participación del mandatario panameño en Colombia fue además especial por haber sido la primera vez en que este tipo de encuentro, organizado por el Instituto Internacional para Estudios Estratégicos (IISS; por sus siglas en inglés), con el auspicio del gobierno colombiano, se realizó en América, y para el abordaje de temas claves como de seguridad, comercio, inversiones y desarrollo por parte de líderes, empresarios y autoridades de América y de Asia-Pacífico.

Claudio Hidalgo, Chief Operating Officer (COO) para el Caribe y Centroamérica de la compañía irlandesa de telecomunicaciones Digicel, estuvo de acuerdo en reconocer en entrevista con Estrategia y Negocios en la capital panameña el potencial para que países como Panamá y Costa Rica puedan servir de plataforma en una relación intrarregional que sigue buscando puntos de convergencia, y apoyada por el impulso de la AP.

En un diálogo amplio en ocasión de la realización esta semana del foro “Summit FT Innovate LatAm 2015”, sobre el enfoque tecnológico y organizado por Financial Times, Hidalgo consideró en cuanto a la posibilidad que países de América Central puedan servir de plataforma en la relación con Asia-Pacífico, que es cuestión de sentarse a conversar y explorar alternativas conjuntas.

Valoró para este tipo de emprendimiento la amplia experiencia Digicel en la relación con Asia Pacífico, región a la que según destacó la empresa llegó al ver que había allí mercados en desarrollo, y como fruto de una operación que la compañía irlandesa había comenzado a partir de una licencia que obtuvo en 2011 en Jamaica, y que le dio la posibilidad de seguir invirtiendo en el sector de las telecomunicaciones y expandirse también en América Central y el Caribe.

“Tenemos una vasta experiencia y hemos podido generar una plataforma de infraestructura en Asia Pacífico, y que le permite a la gente invertir en el lugar y desarrollar las telecomunicaciones. Sería maravilloso hacer fuerza conjunta entre algunas áreas o sectores de Panamá o Costa Rica para ver cómo podemos apoyarnos en conjunto para entrar en ese mercado en el cual ya llevamos un buen tiempo”, expresó el ejecutivo.

Hidalgo compartió también la visión de Digicel sobre América Central y el Caribe, región que resaltó representa más de 70% de los ingresos de la organización, y al estar presente en 26 mercados, mientras que la presencia en el porcentaje que completa el ciento por ciento está en lugares de Asia Pacífico como las islas de Fidi, Vanuatu y Samoa, entre otros -para una presencia en 31 mercados-.

El COO regional aseguró que la operación de la compañía ha sido de 14 años de constante crecimiento, y con una agresiva inversión en los últimos años en redes para mercados en desarrollo, en busca de darles alternativas para poder integrarse al resto del mundo a través de las interconexiones de datos y de voz, entre otras posibilidades.

Potencial de mercado

Hidalgo reconoció que hay mercados que se puede ver con un poco de recelo en cuanto a su capacidad económica, pero observó que la verdad es que la gente que vive en esos lugares es extremadamente trabajadora, apasionada, con ganar de crecer y de salir adelante.

Para Digicel ha sido un reto importante “poder entregar a estos mercados acceso al mundo de las telecomunicaciones”, pero ha sido posible como resultado de un esfuerzo común con los gobiernos, los reguladores, y obviamente la inversión de los operadores, incluida la competencia.

“Estamos de lleno en la telefonía móvil. Dentro de esta hemos desplegado nuestras redes 3G y en algunos países hemos desplegado LTE (Long Term Evolution) también. En la medida en que las necesidades del país lo van requiriendo vamos desplegado las redes necesarias”, destacó además sobre el enfoque de la compañía.

Resaltó igualmente que aparte de estar en el negocio de la telefonía móvil, la empresa ofrece también soluciones de negocios, un portafolio integral de productos, servicios y aplicaciones para pequeñas y medianas empresas, al igual que para gobiernos y grandes empresas. “Somos capaces de interconectar el Caribe entero en ese sentido”, enfatizó.

Hidalgo agregó que Digicel está por otro lado participando del negocio de digital media, con periódicos on line, en donde está con agencias de marketing online, y que también está entrando a negocios como el de la televisión por cable, con fibra óptica a la casa y fibra óptica al negocio, por lo que están impulsando inversiones en distintas áreas de negocio y que tienen que ver con el mundo hotelero.

El ejecutivo consideró por otra parte que no hay grandes bloqueos que impidan avanzar en los mercados en donde está, aunque aún falta por definir el papel de compañías que ofrecen contenido a través de la infraestructura que ofrecen los carrier. Consideró bastante favorable el ambiente regulador y de gobierno para el desarrollo de las telecomunicaciones en la región en que trabaja.

Para Hidalgo, los mercados de Centroamérica y el Caribe y Asia Pacífico son muy similares entre sí, y las diferencias son principalmente regulatorias y quizás en algunos temas culturales.

“Estamos muy contentos con nuestras inversiones en Panamá y en El Salvador, sin embargo son países en donde entramos tarde y por lo mismo el grado de competencia es bastante alto. Nos anima a seguir invirtiendo porque queremos salir adelante en cada uno de estos países”, enfatizó el COO para el Caribe y Centroamérica de Digicel.

RELACIONADAS