Claves Del Día
Fecha de publicación: 2020-11-28

Wall Street cierra la semana en máximos históricos

Las expectativas de que una vacuna contra el COVID esté disponible en las siguientes semanas ha mantenido el ánimo en el mercado en las últimas jornadas.

Por Expansión

Las Bolsas mundiales subieron esta semana y se acercan a cerrar noviembre con su mayor alza en la historia gracias a los recientes progresos en vacunas, el triunfo de Joe Biden en las elecciones de Estados Unidos y la debilidad del dólar, que continuaban animando la toma de riesgos.

Los tres índices cerraron en alza la semana en la que el S&P 500 alcanzó un máximo de cierre y el Dow terminó por encima de 30,000 por primera vez en la historia, ya que el optimismo en torno a un rebote económico el próximo año contrarrestó la preocupación por el previsible aumento de infecciones de coronavirus tras la festividad del Día de Acción de Gracias.

La confianza también era apuntalada por los comentarios del presidente Donald Trump que dijo que abandonaría la Casa Blanca si el Colegio Electoral vota por el mandatario electo Joe Biden, lo más cercano que ha estado en aceptar su derrota en las elecciones del 3 de noviembre, dijeron participantes del mercado. Las apuestas por el riesgo no se vieron frenadas por dudas sobre los datos de los ensayos de la "vacuna para el mundo" de AstraZeneca, incluso a pesar de que varios científicos pidieron cautela por los resultados.

Los tres mayores índices han escalado más de un 10% este mes ya que los inversores se han visto alentados por señales de que la distribución de las vacunas contra el COVID-19 estaba a semanas de ser concretada, lo que mantiene al S&P 500 en camino a registrar su mejor noviembre en los registros.

Una rotación hacia sectores que se considera se beneficiarán de una recuperación económica, como el industrial y el financiero, también ha impulsado al Dow Jones a niveles récord y lo ha encaminado hacia su mayor ganancia mensual desde 1987.

Por su parte, las acciones europeas subieron después de que el Banco Central Europeo reforzó sus expectativas de un mayor estímulo el mes próximo y de que el Riksbank sueco aprobó un aumento inesperado de su programa de alivio cuantitativo. La Unión Europea y Reino Unido dijeron que sigue habiendo diferencias sustanciales sobre un acuerdo comercial de Brexit y el negociador jefe del bloque se disponía a viajar a Londres en un intento de última hora para evitar un final tumultuoso a una crisis que dura ya cinco años.

RELACIONADAS