Claves Del Día
Fecha de publicación: 2019-01-08
US President Donald Trump delivers an address to the nation on funding for a border wall from the Oval Office of the White House in Washington DC on January 8, 2019. (Photo by CARLOS BARRIA / POOL / AFP)

Trump recurre al 'Prime Time' para abogar por su muro

Inmerso en una lucha de poder de final imprevisible con los demócratas, el presidente estadounidense insiste en una 'crisis de seguridad nacional' en la frontera con México para impulsar su proyecto, pero sus opositores denuncian que solo es una mala maniobra política para mantener una promesa de campaña.  

Por AFP

El presidente estadounidense, Donald Trump, explicará este martes en un discurso televisado que la frontera con México está en "crisis" y que el Congreso debe aprobar su controvertido proyecto de erigir un muro para acabar con un cierre parcial del gobierno que cumple 18 días.

Inmerso en una lucha de poder de final imprevisible con los demócratas, el presidente estadounidense traza desde hace varios días el panorama sombrío de una "crisis de seguridad nacional" en la frontera con México ante el flujo de migrantes, mientras sus opositores denuncian sin descanso una mala maniobra política por su voluntad de mantener una promesa de campaña.

El vicepresidente Mike Pence dijo a ABC que Trump presentará la "verdadera crisis humanitaria y de seguridad en nuestra frontera" con México.

Esta intervención presidencial solemne desde la Oficina Oval en la Casa Blanca, la primera desde su llegada al poder, está prevista para las 21H00 locales (02H00 GMT), y será retransmitida en directo por la mayoría de las cadenas estadounidenses.

Más de US$5.000 millones

La cuestión central es si recurrirá a la ley de emergencias que le permitiría pasar por encima del Congreso para comenzar, apoyándose en el ejército, los trabajos de construcción del muro.

"Es una posibilidad que está considerando", dijo Pence a la cadena NBC, haciendo planear voluntariamente la duda. "Necesitamos nuevos recursos, tenemos que construir el muro", insistió.

Muchos presidentes han usado esas disposiciones para temas más consensuados: George W. Bush tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 para aumentar los recursos de las fuerzas armadas, o Barack Obama durante la epidemia de gripe H1N1 para levantar disposiciones del secreto médico.

Tal iniciativa, que se implementaría a través de la Ley de Emergencias Nacionales, podría ser inmediatamente impugnada ante la justicia. La oposición demócrata, que ahora controla la Cámara de Representantes, ya ha indicado que hará lo posible para bloquearla en el Congreso.

El "cierre" afecta a unos 800.000 funcionarios federales que se ven obligados a quedarse en casa o a esperar el final del bloqueo para recibir su salario.

Trump exige el desbloqueo de más de 5.000 millones de dólares para edificar el muro en la frontera con México, mientras los demócratas insisten en oponerse al financiamiento de dicho muro, que consideran "inmoral", caro e ineficaz.

Los demócratas, que exhortan al presidente a que "deje de hacer sufrir al país" y a que ponga fin al "shutdown", tienen previsto dirigirse, también ellos, al país, justo después del discurso presidencial.

Nancy Pelosi y Chuck Schumer, los líderes demócratas del Congreso señalaron que "considerando sus precedentes declaraciones", el discurso de Trump "será una sarta de desinformación y maldad".

"No hay crisis, no hay invasión"

"No hay crisis, no hay invasión, no existe un peligro identificado, como el presidente quiere hacer creer a los estadounidenses para que tengan miedo", señaló el legislador demócrata Steny Hoyer, resumiendo la indignación en sus filas.

Trump apuesta a retomar la iniciativa en el asunto del muro, que lo ayudó a ganar las elecciones en 2016 y es un objetivo favorito de su base.

El jueves está previsto que viaje a la frontera sur con México.

Pero el mandatario enfrenta una crisis de credibilidad: pocos estadounidenses están convencidos de sus afirmaciones sobre masas de inmigrantes clandestinos, criminales y terroristas abarrotando la frontera.

"Creo que lo mejor que el presidente puede hacer por el Partido Republicano es presentar un caso convincente de por qué quiere más dinero", dijo a la prensa el senador republicano Lindsey Graham, un aliado de Trump.

"Tenemos que construir el muro, es la seguridad de nuestro país", dijo el presidente el domingo, indicando que estaba dispuesto a que la barrera a lo largo de los 3.200 kilómetros de frontera con México se erija en acero en vez de concreto si ello permitía desbloquear las negociaciones con los demócratas.

Pero estos últimos no parecen en absoluto sensibles al argumento, y el récord del "shutdown" más largo de la historia podría acabar siendo batido: 21 días entre finales de 1995 y principios de 1996 bajo la presidencia de Bill Clinton.

"Algo distinto"

Entretanto, la polémica estrella porno Stormy Daniels planea presentar su propio programa para quienes deseen ver algo distinto a la hora del discurso presidencial.

"Si estás buscando algo que valga la pena ver remotamente esta noche a las 9 pm, estaré doblando la ropa vestida en mi ropa interior durante 8 minutos en Instagram en vivo", escribió en su cuenta de Twitter.

Daniels protagonizó un fuerte escándalo el año pasado al afirmar haber tenido una relación sexual con Trump, entonces casado, en 2006.

RELACIONADAS