Claves Del Día
Fecha de publicación: 2018-12-05

La deuda americana 'casi basura' ya pesa tanto como la de mayor calidad

La cantidad de bonos con nota 'BBB' iguala a los que tienen entre 'A' y 'AAA'.

Por Economiahoy.mx

Las bajas tasas de interés de los bancos centrales de casi todo el mundo desarrollado durante los últimos años han provocado una búsqueda constante de rentabilidad que ha hecho que los spreads entre la deuda de más y menos calidad se hayan comprimido. Este escenario ha facilitado enormemente la financiación de las compañías de menor calidad, algo que se ha dejado sentir en la composición del mercado. La cantidad de deuda con calificación de BBB -grado medio, justo por encima del bono basura- que hay en circulación en Estados Unidos alcanza por primera vez en la historia el mismo volumen que la que tiene calificación entre A y AAA -que incluye el grado excepcional, el excelente y el superior al medio-, según datos de Datastream recogidos por Bernstein.

"Con una ralentización en el ciclo y las subidas de tipos es natural esperar que el coste del crédito suba. Pero, ¿debemos esperar que esto simplemente signifique volver a la media histórica o podrían ser peor las cosas?", se preguntan en Bernstein. Así, advierten: "Se ha visto un movimiento desde la crisis financiera en el que las emisiones con peor calificación han ganado peso".

Steven Major, jefe de investigación de renta fija en HSBC, señala también cómo "ahora tenemos en los índices de crédito con grado de inversión en Estados Unidos casi el 50% de deuda con calificación BBB, mientras que hace 10 años el porcentaje era del 30%", explica el experto. "Esto significa", continúa, "que los inversores están comprando cada vez más un producto con menor calidad, a cambio de un diferencial cada vez menor, teniendo en cuenta, que hace 10 años los bonos corporativos que eran triple B ofrecían un diferencial cercano a los 800 puntos básicos, y ahora dan en torno a 100 puntos básicos. La duración del índice ha aumentado, la cantidad de deuda también, pero su calidad está reduciéndose", explicó.

En el índice Bloomberg Barclays US Corporates BBB ex Financials, que pondera los bonos corporativos de las empresas estadounidenses con calificación de BBB, se aprecia bien la reducción del spread con el activo libre de riesgo, como es el bono estadounidense a 10 años: si bien el spread se ha incrementado en 60 puntos básicos desde febrero (cuando estaba en el entorno del 110 puntos básicos frente al T-Note), hasta los 171 puntos básicos actuales, en 2008 este índice llegó a ofrecer un diferencial de 670 puntos básicos frente al bono estadounidense a 10 años. En 2016 también ofrecía un spread sustancialmente superior al actual, ya que tocó máximos de ese año en febrero en los 300 puntos básicos frente al T-Note.

"Si hay una conclusión que se puede sacar, es que los bancos centrales no van a poder subir los tipos de interés como lo han hecho en el pasado", resume Major.

RELACIONADAS