Empresas & Management
Fecha de publicación: 2016-11-17

Dos formas de dejar atrás el estrés laboral

Con mucha frecuencia descargamos nuestro estrés laboral en nuestros amigos, hijos o parejas. A continuación dos formas de asegurar que los problemas del trabajo se queden en la oficina.


Por Harvard Business Review

-Tener un hábito de “fin del trabajo”. Mande una señal al cerebro de que es hora de irse a casa con un ritual que ayude a relajarse. Tome un camino a casa más panorámico, escuche música en el autobús o vaya al gimnasio.

-Cree un tercer espacio. Es fácil simplemente viajar de ida y vuelta (física y emocionalmente) entre la casa y la oficina. Pero tener un tercer espacio además de estas dos ubicaciones ayudará a descomprimirse. Puede ser cualquier cosa, desde una cafetería tranquila o un club de libros hasta una noche de cartas.

(Adaptado de “Don’t Take Work Stress Home With You”, de Jackie Coleman y John Coleman)

Obtenga lo que necesita de un MOOC

Para aprovechar al máximo un curso masivo abierto de Internet (MOOC, por su sigla en inglés), no tiene que dedicarle horas y horas de tiempo. Generalmente hay tres formas de aprender lo que necesita:

*-Optar por la certificación. Esto significa completar todo el trabajo del curso, y a veces pagar una cuota. Es una buena inversión si tiene que demostrar ante su patrón actual o potencial que tiene ciertas habilidades.

*-Ser oyente. Otra opción es ver los videos pero no completar las tareas. Es el camino indicado si busca ponerse al día en un tópico y no puede comprometer varias horas a la semana a la carga de trabajo.

*-Mostrar. Esto significa ver un video por aquí o por allá para sacar el conocimiento específico que necesita. Por ejemplo, digamos que quiere hacer un poco de modelaje con regresiones en Excel. En lugar de ver todo un curso, pudiera buscar solo una clase en un curso más amplio de estadística.

(Adaptado de “3 Ways to Use MOOCs to Advance Your Career”, de Walter Frick)

RELACIONADAS