Empresas & Management
Fecha de publicación: 2020-11-16

Asiplastic destaca trayectoria de TOTO en un 2020 marcado por la pandemia

La compañía salvadoreña supo reinventarse en medio de la pandemia del coronavirus. ‘Nos reconvertimos en una semana y suplimos a nuevas industrias, sin olvidar a nuestro mercado fiel’, indicó Luis Antonio Tona, director ejecutivo de la compañía.

Por E&N para TOTO Plásticos

Reinvención” es la palabra que define a un 2020 de retos históricos por la pandemia del covid-19. La salvadoreña TOTO Plásticos es un ejemplo de ello, ya que supo administras la crisis y operar durante la emergencia sanitaria de la mejor manera.

La empresa productora de plásticos (bolsas, artículos desechables, impresión flexográfica y laminación) recibió el premio Asiplastic 2020, que entrega la Asociación Salvadoreña de la Industria del Plástico de El Salvador (Asiplastic).

El galardón reconoce a las empresas del rubro, que a través del crecimiento, innovación y desarrollo de la industria buscan la excelencia y contribuyen a la expansión de negocios, generación de empleos y la conservación del Medio Ambiente.

“Para TOTO, que Asiplastic nos reconozca como la Industria del 2020, es una reafirmación que estamos haciendo las cosas correctas, en el rumbo correcto. No solo aportamos a la economía salvadoreña, si no que estamos aportando productos innovadores y de alto nivel, que aportan a la industria, al país y al mundo, con la fabricación de productos sostenibles con el medio ambiente”, dijo Luis Antonio Tona, director ejecutivo de TOTO.

“Un giro de timón por el covid-19”

De acuerdo con el director ejecutivo de TOTO, gracias a la experiencia y conocimiento del mercado que tiene la compañía, pudieron reconvertirse y atender las nuevas demandas y retos en un entorno marcado por la peor crisis mundial en un siglo.

En el 2020 tuvimos que evolucionar, de estar elaborando productos para el mercado popular, tradicional o especializado, dimos un giro de timón de 180° en el cual tuvimos que atender las necesidades de los hermanos salvadoreños, estuvimos elaborando guantes (también para comida), gabachas, mascarillas, protectores de zapatos, además de nuevos productos para delivery y otros insumos necesarios en la coyuntura, pero sin dejar de lado a nuestro consumidor principal”, dijo tras recibir el reconocimiento de Asiplastic Luis Antonio Tona, quien forma parte de la segunda generación de líderes de esta empresa familiar.

El empresario sostiene que 2020 puso a la industria del plástico como una industria indispensable, “porque cubre necesidades básicas. Sin nosotros no se empacan alimentos, por ejemplo, necesarios para subsistir, más que todo en este momento”, acotó.

Marzo y abril fueron meses en los que casi toda la actividad económica de El Salvador se vio obligada a cerrar debido a la pandemia, pero la planta de TOTO no dejó de laborar y sus líderes tomaron decisiones audaces que guían el camino de la empresa para el futuro.

“Marzo y abril preocuparon por el cierre de la industria en El Salvador, por las cuarentenas necesarias para contener el virus, nosotros no exigimos al personal que llegara. Eso sí, mantuvimos los empleos, le hicimos frente y salimos adelante. Los dos meses fueron determinantes, pero seguimos con nuestra planta activa, apoyando a los salvadoreños, no solo impactados por la pandemia, sino por las tormentas Amanda y Cristóbal”, agregó.

La evolución es un pilar fundamental para el futuro de TOTO. De acuerdo con Luis Antonio Tona abrazar este ideal les ayudará “a crear mejores productos amigables con el medio ambiente, además de continuar apostando por la economía circular y el reciclaje, así como a la búsqueda de nuevas maneras para contribuir a eliminar su huella de carbono como empresa responsable”.

TOTO es la primera empresa en la industria del plástico de El Salvador en fabricar bolsas con tecnología 100% biodegradable, material 100% reciclable y bolsas hidrosolubres.

El sector plástico es un sector emergente en la economía salvadoreña que ya representa entre el 3% y el 5% del PIB de la industria manufacturera de El Salvador y hasta el 7,8% de las exportaciones de manufactura.

toto asiplastic(800x600)

TOTO, el legado de Antonio Tona

En 1970 fundó su primera empresa y en 2004 nació TOTO. “Comencé de nuevo casi a los 60 años”, indicó en su discurso de agradecimiento el patriarca de esta empresa salvadoreña, quien cuenta con más de 50 años de experiencia en la industria del plástico y empaques flexibles.

TOTO es ahora un referente del sector.

“Toda la vida me ha gustado fabricar empaques flexibles y considero –modestia aparte- que soy muy bueno haciéndolos, no me da miedo en invertir, siempre con la confianza en Dios, en mi país y en la gente con la que trabajo”, dijo Antonio Tona, presidente y fundador de TOTO Plásticos tras recibir el premio Asiplastic 2020.

El empresario recordó sus inicios y de cómo el ADN de la innovación es clave de su filosofía. “Vendíamos palitos para ‘chocobananos’, papel de empaque y sopas instantáneas, también hicimos negocios con productos desechables y nosotros los distribuíamos, después de los primeros dos años (2006), gracias al esfuerzo de mi pequeño grupo de colaboradores y nuestro trabajo, sin descanso – como a mí me gusta- , me vi en la necesidad de adquirir una pequeña fábrica en San Felipe, en Ilopango, nos dedicamos a hacer las mejoras, para suplir de nuestro clientes y en dos años más, en 2008, la empresa había crecido y nos movimos a Antiguo Cuscatlán”, dijo.

Ese año se alcanzó otro hito. Sus hijos, Luis Antonio y Marco, se unieron de lleno a la empresa para aportar innovación.

“Atender de manera personal a los clientes nos hacía ganar espacios en el consumo masivo y tuvimos crecimientos de hasta 50%. En 2010 nos movimos al Plan de La Laguna (Antiguo Cuscatlán, La Libertad). Después, tomamos la decisión de comprar en el Valle de San Andrés un terreno, donde construiríamos nuestra nueva fábrica de empaques flexibles. Esta planta se concretizó en 2014, donde nos instalamos en una semana. En julio de ese mismo año, comenzamos de nuevo a hacer historia”, agregó.

“Desde esa fecha nos hemos modernizado y ahora contamos con una planta que se alimenta de energía solar, nuevas máquinas y continuamos atendiendo a los clientes y ahora, contamos con casi 500 colaboradores, nos enfocamos en el mercado local y de la región”, indicó Don Tony, al resumir la historia de la empresa de capital salvadoreña.

La familia Tona tiene la visión de generar empleos y aportar al desarrollo y economía salvadoreña en los próximos años.

RELACIONADAS