Empresas & Management
Fecha de publicación: 2019-04-22

Tesla pierde en Wall Street tras la explosión de un Model S en Shanghái

La compañía está investigando el incidente. Para ello ha enviado a Shanghái un equipo de investigadores que tratarán de esclarecer los hechos, según ha asegurado a través de su cuenta de la red social china Sina Weibo.

Por El Economista (España)

Las acciones de la automovilística estadounidense Tesla caían más de un 3,5% en Wall Street este lunes. La compañía fundada por el mediático ingeniero Elon Musk se está viendo perjudicada en el parqué por una nueva polémica respecto la seguridad de su modelo de coche Model S.

En concreto, distintos vídeos publicados en redes sociales muestran como un vehículo Tesla de este modelo explota y se incendia de manera espontánea cuando estaba estacionado en un aparcamiento subterráneo en Shanghái.

La compañía está investigando el incidente. Para ello ha enviado a Shanghái un equipo de investigadores que tratarán de esclarecer los hechos, según ha asegurado a través de su cuenta de la red social china Sina Weibo.

"Hemos enviado inmediatamente un equipo al lugar y estamos colaborando con las autoridades locales para esclarecer los hechos. Por lo que sabemos hasta el momento, nadie resultó herido", asegura Tesla en dicha red social según informa Reuters. En cambio, la firma ha declinado hacer cualquier comentario al respecto a la agencia de noticias británica.

Esto no evita, en cambio, las caídas en el parqué de la compañía, que viven una jornada complicada en la bolsa de Nueva York. En lo que va de año, las acciones de Tesla han perdido casi un 20%.

Como recuerda Reuters, se han contabilizado hasta 14 vehículos Tesla incendiados desde 2013, en la mayoría de los casos tras una colisión.

Día del Inversor

La polémica por este accidente en el que, según ha indicado también Tesla, no ha habido que lamentar daños personales, coincide con la celebración este lunes del Día del Inversor de la compañía.

La automovilística anunciará el miércoles, 24 de abril, sus resultados del primer trimestre del año, cuyas expectativas por parte de las analistas se han ido disminuyendo. Sobre todo después de que la propia Tesla anticipara a principios de mes que sus ventas se hundieron un 30% entre enero y marzo. En el caso del Model S, las entregas ascendieron a 12.100 unidades en los tres primeros meses de 2019, la cifra más baja desde el tercer trimestre de 2015.

RELACIONADAS