Empresas & Management
Fecha de publicación: 2018-12-27

Reino Unido preocupado por la participación de Huawei en el 5G británico

Huawei, uno de los principales proveedores mundiales de equipos y servicios de tecnología móvil, está en el punto de mira de Occidente por sus supuestos vínculos con los servicios de inteligencia chinos. Sin embargo, tanto la empresa como el gobierno chino desmienten cualquier cooperación.

Por AFP

El ministro de Defensa británico, Gavin Williamson, expresó su "gran preocupación" por la participación del gigante de telecomunicaciones chino Huawei en el desarrollo de la tecnología 5G en Reino Unido, informa la prensa británica este jueves.

Williamson se declara muy preocupado por el hecho de que "Huawei suministre la red 5G en Reino Unido. Es algo que habría que examinar de muy cerca", declaró el ministro durante una visita en Ucrania, citado por el diario The Times.

Huawei, uno de los principales proveedores mundiales de equipos y servicios de tecnología móvil, está en el punto de mira de Occidente por sus supuestos vínculos con los servicios de inteligencia chinos. Sin embargo, tanto la empresa como el gobierno chino desmienten cualquier cooperación con fines de espionaje.

"Tenemos que reconocer el hecho de que (...) el Estado chino actúa a veces de manera malintencionada", subrayó Gavin Williamson.

La participación de Huawei en el desarrollo del 5G en Reino Unido fue cuestionada a inicios de diciembre por el jefe de la inteligencia exterior de Reino Unido (MI6), Alex Younger. Recientemente, el grupo de telecomunicaciones británico BT indicó que estaba dejando de usar equipos Huawei para su red de telefonía móvil.

La empresa china también tuvo que hacer frente estos últimos meses al rechazo de sus equipos en Estados Unidos, Australia, Nueva Zelanda, Francia o Alemania.

El 5G, el futuro de la telefonía móvil que se supone ofrecerá una banda ancha mucho mayor, liderará la transición digital de las economías, desde los vehículos autónomos a la inteligencia artificial. Huawei quiere convertirse en líder mundial para su desarrollo.

En Reino Unido, el desarrollo de esta tecnología tiene que pasar por una fase de prueba a gran escala en la región de West Midlands (centro), donde se sitúa Birmingham, segunda ciudad más poblada del país.

RELACIONADAS