Empresas & Management
Fecha de publicación: 2018-12-05

Tres claves Satya Nadella (el CEO de Microsoft) para ser un líder exitoso

Microsoft vuelve a brillar como la empresa más valiosa del mundo. Buena parte de su regreso es obra de Satya Nadella, un CEO que puesto un sello propio a una tecnológica que ha sabido redefinirse.

Por Inc

Satya Nadella tomó el relevo de Microsoft cuando Steve Ballmer dejó su puesto como CEO en 2014. Desde entonces el empresario ha liderado la compañía llevándolo por el camino de la innovación hacia el éxito.

Nadella no solo es un buen líder, también tiene una gran inteligencia emocional. El actual CEO aprendió la importancia de saber empatizar en su primera entrevista con Microsoft, una valiosa lección determinante para su futuro profesional.

La empatía y la pasión por el negocio son la base para que un negocio pueda tener éxito, pero deben ir acompañados de una buena estrategia, y Nadella ha dado en el clavo con la de Microsoft.

En vez de esperar a dar un gran salto al éxito, Nadella toma perspectiva para guiar a la compañía por un largo recorrido en el que progresan continuamente. A lo largo de ese camino Nadella mantiene que es clave seguir estas tres reglas para liderar con éxito:

Piensa como si fuera el primer día

Desde que Nadella tomó el relevo, Microsoft renació. Abandonó el hardware y apostó por la nube, una estrategia clave que pudo impulsar la compañía de nuevo hacia el éxito.

El CEO considera que la innovación es crucial, y por eso todos los días analiza el negocio como si acabara de empezar. Para ello se hace tres preguntas: ¿se nos da bien crear nuevos productos, servicios o modelos de negocio? ¿nos adaptamos bien al cambio? ¿premiamos el riesgo y el fracaso?

Deja claro cual es la cultura empresarial

Un líder debe guiar a sus empleados ateniéndose fielmente a la cultura de la empresa. Para Nadella la mejor cultura empresarial es el “learn it all”, por el que incita a sus empleados a llevar a cabo sus proyectos con pasión y un propósito. El CEO mantiene que sus equipos no conciben Microsoft con una compañía de más de 4 décadas de antigüedad, sino como una empresa cargada de energía que acaba de empezar asemejándose a la mentalidad de una startup.

Actúa rápido

Una de las claves del liderazgo de Nadella es que no espera a estar 100% para tomar una decisión, el 80% es suficiente. Piensa en los beneficios a largo plazo y actúa rápido.

RELACIONADAS