Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2015-01-21
Los hermanos Ivis Adonay y Wilson Lenín Pacheco Barrera fueron capturados cuando llevaban raptada a una menor en el barrio Medina de San Pedro Sula.

Los capturan cuando llevaban raptada a una joven en San Pedro Sula

Tras la detención, la Policía allanó una casa donde los antisociales tenían privadas de su libertad a otras cuatro muchachas.

San Pedro Sula, Honduras

Cuatro supuestos integrantes de la mara Salvatrucha fueron arrestados ayer por los agentes de la Unidad contra Maras y Pandillas de la Policía de Investigación en el barrio Medina de esta ciudad.

Los sujetos aprehendidos tras una persecución policial se conducían en un turismo Nissan Altima blanco sin placas y llevaban raptada a una jovencita de 14 años, que fue rescatada. Los detenidos son Edward José Martínez Menjivar (29), José Marcio López García (20) y los hermanos Wilson Lenín e Ivis Adonay Pacheco Barrera, de 25 y 24 años respectivamente.

Los investigadores inspeccionaron el automóvil y en la cajuela hallaron bolsas de plástico con prendas femeninas, entre ellas ropa interior.

Además encontraron documentos personales y la revisión del carro, que según se informó no tiene reporte de robo. Tras detener a los individuos, la Policía allanó una vivienda en el barrio Las Acacias, donde rescató a otras cuatro jovencitas que permanecían privadas de libertad. Las menores fueron llevadas a Medicina Forense para ser evaluadas.

rapt.1(1024x768)
Se conducían en un turismo Nissan Altima sin placas en el cual andaban prendas femeninas.

Abusaban de menores

Los detenidos son miembros de la MS-13 y operan desde el sector de El Ocotillo hasta el barrio Medina, según informaciones policiales, y se dedican a raptar menores de entre 12 y 16 años.

Uno de los investigadores reveló que los supuestos mareros llegaban a los negocios de los padres de las víctimas, se identificaban como mareros, conseguían los números de celular de las adolescentes y la dirección donde residían.

Agregó que las llamaban por teléfono, las hacían salir de sus viviendas bajo amenazas, las subían en los vehículos, las llevaban a una casa donde las drogaban para luego abusar sexualmente de ellas.

El agente dijo que los supuestos mareros las mantenían bajo su dominio y amenazadas porque les decían que si regresaban a sus casas, matarían a sus familias. Una de las adolescentes rescatadas, de 14 años, fue privada de su libertad el lunes a eso de las 7:30 am al salir de su casa en la colonia Altos del Pedregal. Jorge Rodríguez Montoya, portavoz de la Policía Nacional en la zona norte, manifestó que la banda además se dedica a cometer secuestros express.

“Son jovencitas que estos individuos tienen raptadas. Podríamos asumir que las utilizaban para llamar la atención de otros jóvenes que visitan discotecas, bares y otros negocios para atraerlos y cometer el secuestro express”, informó el vocero. Agregó que investigarán por qué sus familiares no habían denunciado la desaparición de las agraviadas.

RELACIONADAS