Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2014-05-02
Galeria  Ver Fotogalería

Gruma sube apuesta por Honduras

* El grupo mexicano, a través de su subsidiaria Demahsa, amplió su portafolio de productos en el país. Este 2014 esperan crecer un 4%

e l gigante mexicano de alimentos Gruma introducirá este año una nueva línea de productos al mercado hondureño. Con esta apuesta, el fabricante de la popular Maseca busca afianzar su presencia en el mercado de las harinas de maíz en Honduras.

“Este 2014 nos vamos a enfocar en traer productos de harina listos para cocinar, vamos a sacar una harina lista para tamales y otra lista para empanadas. Son productos que ya van a traer todos los condimentos que el ama de casa utiliza en su elaboración”, informó a D&N José Jaikel, gerente de Gruma para el mercado centroamericano.

Gruma llegó al mercado hondureño en 1987, con la creación de la empresa Demahsa, (Derivados del Maíz de Honduras S. A.), que cuenta, actualmente, con una planta de producción de alto nivel en el departamento de Cortés, en la región norte de Honduras.

Esta planta está considerada como la más moderna del grupo Gruma a nivel latinoamericano, con capacidad de producción de más de 11,000 toneladas métricas mensuales. Además de la marca Maseca, Demahsa comercializa también las marcas Minsa, Tortimasa y Masa Rica en harina de maíz y la marca Maya en tortillas empacadas de maíz y trigo.

La lista de nuevos productos a comercializarse en Honduras incluye una masa para la elaboración de fritas, a la que bastará amasar con agua para ponerla a cocinar, informó Jaikel. Los productos serán elaborados en las instalaciones de la fábrica en San Pedro Sula, para lo cual han comenzado a traer al país las máquinas que requieren para la elaboración de las mezclas y los empaques de los nuevos productos.

Estas nuevas inversiones ascienden a unos dos millones de dólares, agregó. Los nuevos productos comenzarán a comercializarse en junio.

Maseca registró en 2013 altos volúmenes de venta. Pablo Mastahinic, gerente de la Distribuidora de Productos Alimenticios (Diapa), dice que los mismos alcanzaron entre 2,000 a 2,300 toneladas mensuales.

Gruma es a nivel mundial líder en la producción de harina de maíz y de tortillas. A nivel centroamericano, se coloca entre las 30 principales empresas de la industria en general y entre las primeras 10 del sector de alimentos.

Mercado

La empresa mexicana tiene una presencia en el mercado hondureño del 65%, mientras que a nivel regional esa participación ha alcanzado el 68%, dijo Jaikel a D&N, aunque estudios privados señalan que esa presencia podría llegar hasta el 70 y 80% en los mercados de Honduras y Costa Rica. Los competidores de la translatina son pequeños productores nacionales y extranjeros, según las mismas fuentes.

Gruma Centroamérica tiene su sede en Costa Rica y cuenta con operaciones en Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Ecuador. La empresa es 100% propiedad del Grupo Maseca de México, que maneja en la región más de 10 plantas de procesamiento de harina de maíz, con una capacidad instalada de producción de 126,000 toneladas métricas de harina por año.

En 2013 Gruma registró una reducción en el volumen de ventas de un 4% a nivel regional, marcado principalmente por la mayor disponibilidad de maíz doméstico barato, lo que motivó a algunos consumidores a cambiarse al método tradicional de hacer tortillas y un entorno competitivo más reñido frente a sus tradicionales y nuevos competidores.

El mercado de mayor crecimiento en ventas en la región fue el de Costa Rica, con un 4%, seguido por el de Honduras que registró en el mismo período un crecimiento de mercado de 0.9%. En el resto de los países de la región registraron decrecimientos de 0.2, 0.3 y 0.5 por ciento. En promedio, el crecimiento a nivel regional, de un 2.3%, fue influenciado por el crecimiento en el mercado costarricense.

Para Jaikel las cifras no son negativas. “Fue un buen crecimiento -dijo- porque viendo las principales compañías centroamericanas en un año tan complicado la mayoría marcaron déficit en el volumen de ventas y como el enfoque de nosotros no fue a volumen sino que a rentabilidad y eficiencia, allí marcamos crecimientos importantes”.

En 2014 esperan que las condiciones económicas de la región sean más favorables y proyectan un crecimiento del 4% en el mercado hondureño y del 5 al 6% en el mercado centroamericano.

Según los datos de la empresa, el principal mercado de consumo de harina de la región es el de Costa Rica, seguido por el de Honduras, Guatemala, Nicaragua y El Salvador, mientras que el mercado de consumo de maíz lo encabeza Guatemala, seguido de El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica.

Inversiones

Dijo que la inversión más grande del grupo, por unos 40 millones de dólares, se realizó en San Pedro Sula, norte de Honduras, donde construyeron (en 1999) “la planta más moderna de Latinoamérica. Tenemos ahí una capacidad instalada de 11,000 toneladas por mes y estamos listos para llenarla. Contamos con toda la tecnología y la calidad para producir la mejor harina del mundo”.

La producción en Honduras es consumida en el mercado local. Esporádicamente, cuando hay alguna necesidad, según dijo, se abastece desde aquí a los mercados de Nicaragua y El Salvador.

El resto de las inversiones rondan los dos millones de dólares anuales en cada uno de los países para la compra de máquinas de snaks en Costa Rica y el mantenimiento de equipos en el resto de la región.