Centroamérica & Mundo
2022-04-18

Costa Rica requerirá 91 años para lograr la igualdad laboral entre hombres y mujeres

Un análisis de La Data Cuenta, con base en el Reporte Global de Género del Foro Económico Mundial 2021, revela el dato, en un país donde la población mayormente graduada son mujeres

Por La República

Lograr la participación y representación equilibrada entre hombres y mujeres en los puestos de poder y de decisiones le tomará a Costa Rica 91 años, de acuerdo con un análisis propio de La Data Cuenta, con base en el Reporte Global de Género del Foro Económico Mundial 2021.

Y entre medio siglo y dos, es lo que les tomará a los 156 países evaluados en el informe lograr la paridad de género, siendo Medio Oriente la zona con los casos más extremos y Europa del este con los más próximos a conseguirlo.

Actualmente, Costa Rica ha cerrado a un 78% la brecha de género y figura entre los 20 países que podría hacerlo más rápido, según el reporte.

Y es que, dicho estudio evalúa la evolución de la brecha de género en cuatro dimensiones: participación económica, logro educativo, salud y empoderamiento político, y rastrea el progreso cerrando estas diferencias con el tiempo.

Alexandra Kissling, presidenta de la Alianza Empresarial para el Desarrollo, considera que el ranking en el que se encuentra Costa Rica en la posición 15 de 156 es una buena ubicación, dado que el país sí avanza en acceso de las mujeres a la educación y a la política, pero reconoce que aún falta mucho camino por recorrer.

“Tenemos más mujeres que hombres que se gradúan de la secundaria y educación superior, en cuanto a la política debemos tomar más acciones para fortalecer el liderazgo de las mujeres, esto implica trabajar sobre los sesgos inconscientes que refuerzan estereotipos que generan prejuicios, conductas que excluyen y violentan los derechos de las mujeres”, añade Kissling.

A pesar de que la población graduada es mayormente femenina, su participación en el mercado laboral es inferior, asegura sin embargo José Troya Rodríguez, del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), ya que el desempleo sigue afectando mayormente a las mujeres.

A nivel laboral

En la actualidad el desempleo nacional es de 13,3% y las mujeres tienen una mayor tasa con el 18%, en comparación con los hombres que registra un 10,4%, de acuerdo con los datos más recientes del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC) al cierre de febrero de 2022.

Por otro lado, en participación económica Costa Rica se encuentra en el puesto 110 de los 156 países, según el Foro Económico Mundial, dato que evidencia la brecha que existe en esta área.

En febrero de este año la participación de las mujeres llegó a un 48,1%, frente al 71% de los hombres, según el INEC, siendo incluso menor a la cifra que se alcanzó hace diez años.

La brecha en esta área a nivel global de los 156 países del estudio se mantiene en un 57,8%, pero esta cifra podría aumentar una vez que se reflejen todos los efectos de la pandemia de Covid-19.

En las estadísticas del informe, las estimaciones preliminares indican que puede tener un efecto asimétrico en las mujeres especialmente en términos de participación en la fuerza laboral.

En este sentido, para Alexandra Kissling es necesaria la inserción femenina en el ámbito laboral, porque además de ser fundamental para el desarrollo económico y social del país, es donde aún se enfrentan grandes desafíos.

“La participación económica de las mujeres se ve impactada por el trabajo no remunerado, el cuido de los niños, adultos mayores y las labores del hogar en donde las mujeres dedican tres veces más de tiempo que los hombres a estas labores, esto dificulta tanto que las mujeres puedan acceder al estudio y a la preparación de ellas, así como el acceso a las mismas oportunidades laborales”, mencionó Kissling.

Ante este panorama, el próximo gobierno dirigido por Rodrigo Chaves, nuevo presidente de la República debe crear e implementar programas permanentes de apoyo financiero dirigidos a mujeres, para que logren una mayor autonomía e independencia económica.

En cuanto a los resultados sobre el área de empoderamiento político, el estudio global señala que, aunque la región ha cerrado en promedio 27,1% de esta brecha, Costa Rica se posiciona en el lugar ocho de los 156 países y clasifica en el top diez con un puntaje de 60,6% y 54,5%, respectivamente.

Y es que la presencia de mujeres en puestos políticos ha aumentado en la última década de 19,3% en 1998 a 47,4% en 2022, según datos del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE).

Sobre el porcentaje de mujeres en puestos de elección, el TSE en su informe de Cómputo de Votos 2020, señala que se han elegido alcaldesas en un 9,8%, regidoras propietarias en un 40,7% y síndicas 35,2%.

12 ejemplares al año por $75

SUSCRIBIRSE