Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2020-11-19

Costa Rica: Estos son los ganadores del Premio de Construcción Sostenible 2020

Este premio busca reconocer los esfuerzos realizados por personas o empresas para hacer de la sostenibilidad en sus tres ejes, ambiental, social y económico, un pilar fundamental en su labor diaria.

Por estrategiaynegocios.net

La Cámara Costarricense de la Construcción (CCC) entregó los reconocimientos a los ganadores de la edición 11 del Premio Construcción Sostenible, se trata de la Estación Biológica La Cotinga, en la categoría “Proyecto” y Garnier & Garnier Desarrollos Inmobiliarios S.A, en la categoría “Empresa”.

“Para la Cámara es muy importante reconocer el trabajo de las personas y empresas que buscan aportar soluciones integrales a los problemas que enfrentamos hoy, cuidando de esta forma las necesidades de las presentes y futuras generaciones. Este ha sido un año particularmente difícil para el país y para el sector, por eso resaltamos aún más el esfuerzo de quienes han resultado ganadores del premio, ya que han demostrado que la sostenibilidad es un pilar fundamental en su labor diaria”, manifestó Esteban Acón, Presidente de la CCC.

Un jurado especializado, nombrado por la Comisión de Construcción Sostenible y la Junta Directiva de la CCC, fue el encargado de evaluar y seleccionar a los ganadores.

Proyectos destacados

La categoría de “Proyecto nuevo” buscaba reconocer proyectos conceptualizados, diseñados, construidos y operados bajo los criterios de sostenibilidad. Solamente podían participar obras desarrolladas en Costa Rica y que estuvieran finalizados.

El premio fue para la Estación Biológica La Cotinga, ubicada en La Palma de Puerto Jiménez, en la Península de Osa. El proyecto nació con una visión de conservación y aporte a la comunidad científica, abordando temas de diferente índole, como conservación, turismo investigativo, construcción regenerativa, participación ciudadana, empoderamiento de comunidades, encadenamiento productivo, entre muchos otros.

En el diseño realizaron una adaptación de la obra a la topografía, con el uso de pilotes lograron reducir en gran medida el movimiento de tierras, lo que permite que no se impermeabilice el suelo y pueda existir una infiltración natural. Además, el diseño permite el uso de iluminación y ventilación natural.

En la construcción realizaron una optimización de los materiales en obra, utilizaron mayormente bambú y madera, los cuales fueron comprados a empresarios locales, utilizando un enfoque de construcción regenerativa.

Por otro lado, es un generador de empleo local y mejora la calidad de vida de los habitantes de la comunidad, ya que el involucramiento de los vecinos al proceso de educación y conservación ambiental permite bajar los índices de caza ilegal, tráfico de madera y extracción de oro.

Además, para atacar la problemática de deforestación implementaron un programa de reforestación con más de 3900 árboles y plantas endémicas y autóctonas para mejorar la biodiversidad de los bosques de bajura de la zona.

La categoría “Empresas”, estaba dirigida a personas físicas o jurídicas relacionadas con el sector construcción que lograran demostrar en la globalidad de sus operaciones los tres ejes de la sostenibilidad, ambiental, social y económico. En este caso el jurado otorgó el premio a Garnier & Garnier Desarrollos Inmobiliarios S.A.

Uno de los aspectos que se tomaron en cuenta para otorgar este galardón es que la empresa ha implementado una matriz de sostenibilidad, la cual consiste en una serie de indicadores, que guían el trabajo de cada equipo durante la fase de planificación, construcción y operación de cada desarrollo inmobiliario. Los temas son producto de una investigación que realizó la empresa sobre tendencias mundiales, factores relevantes para la industria y la realidad nacional.

Durante los procesos constructivos realizan esfuerzos por mantener prácticas de construcción sostenible, incorporar al diseño elementos de ahorro de energía y bajo consumo de agua, además buscan contratar con proveedores con productos y prácticas socialmente responsables.

En los proyectos utiliza una matriz de Eficiencia Ambiental para especificar al equipo de diseño, consumos máximos de grifería y especificaciones tanto para el inmueble como para el riego. Además de planes empresariales de movilidad sostenible.

Como parte de la gestión social, la empresa desarrolló un diagnóstico comunitario y de partes interesadas, como parte de la fase de planeación de cada obra inmobiliaria. La compañía perfila las principales problemáticas, expectativas y retos que enfrentan, para generar planes de trabajo que potencien la capacidad comunitaria.

Las oficinas principales de G&G lograron obtener por tercera vez consecutiva, el galardón Programa Bandera Azul Ecológica (PBAE) “Cambio Climático”. Bajo esta categoría ejecutan acciones informativas, de concientización y estrategias específicas para reducir el consumo de recursos naturales y motivar la responsabilidad ambiental empresarial.

En esta categoría también se entregó una mención de honor a la Fundación Promotora de Vivienda (FUPROVI), por su vocación de promover soluciones de vivienda y de desarrollo de comunidades para familias con niveles de ingresos restringidos, incorporando criterios de diseño y construcción que aportan a la eficiencia y sostenibilidad en nuestro país.

Como parte de las políticas de la organización está la reducción y mitigación de desechos y desperdicio de agua. Además, promueve la utilización de sistemas inteligentes y generación de energías eficientes, por ejemplo, en sus oficinas se instalaron sensores de movimiento y panales solares.

En esta ocasión el jurado del Premio Construcción Sostenible declaró desiertas las categorías de: “Trayectoria Profesional”, “Estudiantes” y “Mejora a proyectos construidos”.

RELACIONADAS