Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2020-11-14

Costa Rica crea categoría especial de asilo para venezolanos, nicaragüenses y cubanos

La categoría nueva brindará permanencia en Costa Rica por un período de dos años prorrogable, con derecho a realizar actividades laborales, a personas de esos tres países que no calificaron para obtener refugio.

POR AFP

Costa Rica anunció una nueva categoría de asilo que permitirá permanecer en el país a solicitantes de refugio procedentes de Cuba, Nicaragua y Venezuela cuya petición fue rechazada.

La categoría nueva brindará permanencia en Costa Rica por un período de dos años prorrogable, con derecho a realizar actividades laborales, a personas de esos tres países que no calificaron para obtener refugio.

Más noticias en estrategiaynegocios.net1

La nueva condición migratoria fue publicada este jueves en el diario oficial La Gaceta como una resolución de la Dirección General de Migración y Extranjería.

"En virtud de la protección que requieren las personas migrantes afectadas por la situación política, sanitaria y social que se vive en Venezuela, Nicaragua y Cuba, se considera oportuno la implementación de un sistema de protección complementaria" para permanecer en Costa Rica, señaló la resolución.

"Esta decisión es un gran paso para integrar a los refugiados que huyen del régimen de (el presidente venezolano, Nicolás) Maduro", comentó en un comunicado David Smolansky, comisionado de la OEA para la crisis de migrantes venezolanos.

La publicación en La Gaceta citó pronunciamientos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) sobre la situación de Cuba, Nicaragua y Venezuela que ha impulsado a parte de sus poblaciones a buscar asilo en el exterior.

Precisó que Costa Rica registró un "aumento considerable" de solicitudes de refugio de venezolanos a partir de 2014, mientras que la crisis política de Nicaragua, con la ola de protestas antigubernamentales de 2018, condujo a un pico de solicitudes de refugio.

En el caso de Cuba, la publicación indicó que el cierre de acceso a Estados Unidos desde 2017 llevó a muchos isleños a buscar permanencia en Costa Rica.

Para acogerse a la nueva condición, el solicitante debe demostrar que tuvo su petición de refugio denegada y que no tiene antecedentes penales.