Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2020-10-25

SARS-CoV-2 fue diseñado para atacar al ser humano y liberado a propósito: viróloga china

Li-Meng Yan reiteró el jueves que el SARS-CoV-2 fue diseñado a partir de otros coronavirus de murciélago.

Por El Financiero (México)

La doctora y viróloga Li-Meng Yan, quien huyó de China tras las acusaciones que hizo en torno del nuevo coronavirus, reiteró el jueves que el SARS-CoV-2 fue diseñado a partir de otros coronavirus de murciélago que son la columna vertebral del patógeno.

Quien alguna vez formó parte del equipo de un laboratorio de referencia de la OMS en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Hong Kong, sostuvo que el mercado de Wuhan no fue el origen del brote.

"El supuesto origen natural del virus no se sostiene (...) Puedo afirmar sin ninguna duda que el SARS-CoV-2 fue liberado a propósito", señaló en el programa español Horizonte, con Iker Jiménez. "Estaba diseñado para atacar al ser humano, por lo que no necesitó ninguna adaptación", agregó.

Li-Meng negó, por ende, la existencia de un huésped intermedio en la propagación del COVID-19 en el mundo.

Un estudio publicado en septiembre en el portal de la comunidad especializada Zenodo sugería que las características inusuales del genoma del SARS-CoV-2 apuntan hacia una modificación de laboratorio, en lugar de una evolución natural.

El origen del virus que ha causado la pandemia mundial ha estado en el centro de una amplia investigación, debate y controversia. La idea de que el nuevo coronavirus se creó en un laboratorio, y se liberó de forma deliberada, ha sido refutada por muchos científicos de todo el mundo.

La investigación expone que el virus muestra particularidades biológicas que son incompatibles con un virus zoonótico, es decir, de origen natural. "En este informe, describimos la evidencia genómica, estructural, médica y de la literatura que, cuando se considera en conjunto, contradice fuertemente la teoría del origen natural", señalaron los investigadores.

De acuerdo con la investigación, el virus SARS-CoV-2 podría ser un producto de laboratorio creado utilizando los coronavirus de murciélago ZC45 y / o ZXC21 como plantilla y/o columna vertebral. La posible creación del virus podría lograrse en aproximadamente seis meses.

En este contexto, es que la doctora ha acusado que el Gobierno chino retrasó deliberadamente la información sobre el virus, y expresó que las autoridades le insistieron en no cruzar la línea roja en torno a su postura sobre este virus. "A finales de abril, el Gobierno de China ya me tenía en el punto de mira y decidí huir a Estados Unidos".

Finalmente, la especialista remarcó que difundirá esta información tanto como sea posible: "todo el mundo tiene que saber la verdad y no me van a asustar”.

Yan confirmó el 5 de octubre para The Epoch Times que su madre había sido arrestada, pero no dio más detalles.

RELACIONADAS