Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2019-08-10

Brasil: Ordenan liberación del exmagnate Eike Batista

Simone Schreiber, magistrada del Tribunal de Apelaciones TRF2, consideró que la detención de quien fuera el brasileño más rico, 'violaba la Constitución (...) y el principio de presunción de inocencia'.

Por AFP

Una jueza brasileña ordenó en la noche de este sábado la liberación del ex magnate Eike Batista, detenido el jueves tras violar su prisión domiciliaria, informaron varios medios brasileños.

Simone Schreiber, magistrada del Tribunal de Apelaciones TRF2, consideró que la detención de quien fuera el brasileño más rico, "violaba la Constitución (...) y el principio de presunción de inocencia".

El jueves, Batista, de 62 años, fue detenido en una operación policial que apuntaba a desmantelar una red de "manipulación de capitales y lavado de dinero"

El abogado del empresario, citado por el sitio de informaciones G1, dijo que su cliente sería liberado en la mañana del domingo.

Batista, que se hizo rico tras invertir en los sectores de la minería y la energía, fue colocado en detención provisional en 2017, pero abandonó la cárcel tres meses más tarde, luego que un juez de la Corte Suprema le concedió la prisión domiciliaria.

Condenado a 30 años de reclusión por corrupción en julio de 2018, seguía en detención domiciliaria mientras esperaba ser juzgado por un tribunal de apelaciones.

En mayo fue condenado por las autoridades bursátiles a pagar dos multas por un monto total de 536 millones de reales (unos 136 millones de dólares) por manipular precios de acciones cuando estaba al frente del consejo de administración de la petrolera OGX

Las multas le fueron infligidas por haber vendido en 2013 acciones de OGX cuando ya estaba al tanto de que la empresa ya no podría explotar bloques petroleros que había adquirido en una subasta en 2007.

En julio de 2018 un juez lo consideró culpable de haber entregado 16,5 millones de dólares en sobornos a Sergio Cabral, exgobernador del estado de Rio de Janeiro (2007-2014), que había sido condenado a más de 100 años de cárcel por corrupción.

Símbolo del Brasil en expansión de los años 2000, Eike Batista llegó a ocupar el séptimo lugar en la lista de la revista Forbes de los más ricos del mundo, pero su fortuna se desmoronó tras la quiebra de OGX.

RELACIONADAS