Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2019-05-09
El nuevo presidente salvadoreno Elias Antonio Saca (I) alza la mano de su antecesor Francisco Flores luego de recibir la banda presidencial durante la ceremonia de toma de posesion el 01 de Junio de 2004 en San Salvador,El Salvador. AFP PHOTO/CASA PRESIDENCIAL. (Photo by CASA PRESIDENCIAL / AFP)

El Salvador: Inicia proceso por desvío de US$10 millones donados por Taiwán

En su requerimiento, la fiscalía acusa a los procesados de lavar US$10 millones que Taiwán donó a El Salvador entre octubre de 2003 y abril de 2004, para la ejecución de cuatro proyectos.

Por AFP

Un juzgado de El Salvador inició este miércoles el proceso contra el encarcelado expresidente Elías Antonio Saca y dos empresarios por cargos de lavado de US$10 millones donados por Taiwán, informó la justicia.

El proceso contra Saca, de 53 años, Gerardo Balzaretti Kriete (68) y Juan Tennan Wrigth (64), incluye también al expresidente Francisco Flores (1999-2004), fallecido en 2016, informó el Centro Judicial de San Salvador en un comunicado.

Saca fue condenado en septiembre pasado a 10 años de prisión por el desvío de 301 millones de dólares de fondos públicos durante su gobierno (2004-2009).

La fiscalía y los abogados defensores tienen seis meses para recolectar pruebas sobre el expresidente y sus allegados.

En su requerimiento, la fiscalía acusa a los procesados de lavar US$10 millones que Taiwán donó a El Salvador entre octubre de 2003 y abril de 2004, para la ejecución de cuatro proyectos.

Indicó que el expresidente Flores recibió el donativo en cuatro cheques, los cuales fueron endosados y depositados a una cuenta a nombre de la asociación Centros de Estudios Políticos, cuyo representante legal era el acusado Balzaretti Kriete.

Ese Centro de Estudios está vinculado a la derechista Alianza Republicana Nacionalista (Arena, derecha), que gobernó El Salvador de 1989 a 2009. Flores y Saca llegaron al poder bajo la bandera de Arena.

Balzaretti Kriete y Wrigth se encuentran en libertad aunque tienen medidas cautelares, mientras que Saca cumple su condena de 10 años en el centro penal La Esperanza, en la periferia capitalina.

Flores murió a consecuencia de un paro cardíaco el 30 de enero de 2016 cuando guardaba arresto domiciliar por el caso de los fondos de Taiwán.

RELACIONADAS