Centroamérica & mundo
Fecha de publicación: 2019-02-18

China trabaja en la primera central de energía solar en el espacio

El presupuesto del programa espacial chino es de US$8.000 millones.

Por Bloomberg

Científicos de China se están preparando para construir una central de energía solar en el espacio, en un esfuerzo por solidificar sus credenciales de superpotencia a todos los niveles. Con un presupuesto anual de US$8.000 millones para su programa espacial, superado solo por Estados Unidos, China está tratando de competir con la primera potencia del mundo por el dominio económico, militar, tecnológico y espacial.

Los científicos ya han comenzado la construcción de una base experimental en la ciudad de Chongqing, en el oeste de China. Inicialmente, planean desarrollar una central eléctrica más pequeña en la estratosfera entre el 2021 y el 2025, y una instalación solar de un 1 megavatio en el espacio para 2030 y unos generadores más grandes, según el periódico Science and Technology Daily.

China está retando a Estados Unidos en todos los apartados posibles. El 'gigante asiático' ya cuenta con el mayor PIB del mundo (en paridad de poder adquisitivo), uno de los ejércitos más potentes, que además está mejorando a pasos agigantados en los últimos años. Ahora, China quiere dar alcanza a Estados Unidos en la carrera espacial.

Los científicos espaciales chinos ya han logrado el aterrizaje de una sonda lunar en el otro lado de la luna el pasado 3 de enero, culminando una serie de misiones y dando esperanzas a las ambiciones de China para ganar peso en la 'carrera espacial'.

El aterrizaje en la región inexplorada permitirá a Chang'e-4, el rover que lleva el nombre de la mítica Diosa de la Luna, estudiar mejor el satélite de la tierra gracias a la falta de interferencias electromagnéticas de la tierra. El vehículo está equipado con un espectrómetro de radio de baja frecuencia para ayudar a los científicos a comprender "cómo se encendieron las primeras estrellas y cómo nuestro cosmos emergió de la oscuridad después del Big Bang", según relata la agencia de noticias oficial de China, Xinhua.

Xi Jinping, presidente de China, está intentando generar cierta competencia dentro del ámbito espacial, que históricamente había estado totalmente controlado por el monopolio del Gobierno.

Según destacan desde la agencia Bloomberg, ahora el Gobierno está permitiendo la creación de nuevas empresas espaciales que sueñan con sueñan con adelantar a sus homólogas estadounidenses dirigidas por Elon Musk (SpaceX) o Richard Branson (Virgin Galactic).

RELACIONADAS