Claves Del Día
Fecha de publicación: 2018-02-14

El CUC: claves de una moneda a punto de desaparecer en Cuba

Como parte de sus reformas para organizar y hacer crecer la economía, Cuba dejará circulando sólo el CUP.

Por AFP

"Este asunto nos ha tomado demasiado tiempo y no puede dilatarse más su solución", dijo el presidente Raúl Castro el 21 de diciembre de 2017. Se refería a la necesidad inmediata de unificar las dos monedas que tiene Cuba: el CUC y el CUP.

Ambas circulan juntas hace un cuarto de siglo: el histórico peso cubano (CUP), y el peso convertible (CUC), equivalente al dólar, que usan los turistas y con la que se manejan las operaciones internacionales del país. El CUP, en tanto, ha permanecido devaluado.

Como parte de sus reformas para organizar y hacer crecer la economía, Cuba dejará circulando sólo el CUP. A continuación algunas claves para entender esta medida:


El "período especial"

Tras la caída del bloque soviético a inicio de los años 90, Cuba perdió apoyo económico y se sumió en una profunda crisis. El comercio cayó un 75%. El país se paralizó y el gobierno, único empleador, continuó pagando salarios a casi 5 millones de trabajadores que no producían. Esto se conoció como el "período especial".

Como medida de urgencia, el 26 de julio de 1993, el entonces presidente Fidel Castro autorizó que los emigrados enviaran remesas en dólares a sus familiares, y aceptó inversiones extranjeras. Permitió también la libre circulación del dólar, cuya tenencia estaba penalizada.


Nace el CUC

Pagar salarios sin producción ni importaciones generó un exceso de liquidez que debilitó al CUP, sumado al ingreso de divisas. Ante ello, el gobierno emitió una moneda fuerte equivalente al dólar. A fines de 1994 nace el Peso Cubano Convertible (CUC).

Como parte del embargo norteamericano vigente desde 1962, Cuba no podía hacer transacciones internacionales utilizando el dólar. La Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC), comenzó a perseguir y sancionar a bancos y entidades que aceptaban dólares físicos (papel) de Cuba.

Ello llevó a Fidel Castro a retirar el dólar de circulación -aunque su tenencia es lícita- en noviembre de 2004, y dejó sólo al CUP y CUC.


Su función

El CUC es hoy de común en los ciudadanos. Con ella se paga el taxi en los autos clásicos, el hotel y también el supermercado.

Tras la lenta recuperación de la economía, de valer 150 CUP ahora 1 CUC se cotiza en las casas de cambio a 24 o 25 CUP, para el público. Los precios están etiquetados en ambas monedas: 1 Coca Cola pequeña cuesta 1 CUC o 25 CUP.

En preparación para el cambio, en 2015 se emitieron billetes de 200, 500 y 1000 CUP, para facilitar el pago. Una refrigeradora cuesta en Cuba desde 700 CUC (dólares). Pagarla en moneda nacional equivale a llevar en el bolsillo 17.500 CUP, en billetes de 20, que es el que más circula. No existen pagos al crédito.


Distorsión e inflación

Paralelamente, las empresas estatales operan con un tipo de cambio especial: 1 CUP por 1 CUC (1 dólar). Dentro del plan de unificación cambiaria está sincerar esa conversión, con una tasa más cercana a la del mercado: 1 USD por 24 CUP.

La medida complicaría a las firmas estatales -el 85% de la economía- entre ellas las importadoras, que verán encarecer sus costos y los trasladarán al consumidor final, generando inflación, según economistas. Puede beneficiar a las exportadoras estatales, que cambiarán sus dólares a un valor más alto.

RELACIONADAS