Claves Del Día
Fecha de publicación: 2017-10-06
En Nicaragua se desboraron varios ríos, uno de ellos fue el Masachapa.
  Ver Fotogalería

Costa Rica decreta tres días de duelo tras paso de tormenta tropical

El presidente Luis Guillermo Solís anunció tres días de duelo por las ocho personas muertas en el país, incluida una niña de tres años que falleció en un deslave que arrasó su vivienda.

Por AFP

La tormenta tropical Nate avanzaba este viernes por la costa del Caribe de Honduras rumbo a México y Estados Unidos, tras devastar los países centroamericanos, donde dejó almenos 22 muertos.

Costa Rica, Nicaragua y Honduras, los países más golpeados por Nate, comenzaban a hacer el recuento de los daños, en momentos en que las lluvias parecían dar una tregua, pero el panorama no es del todo alentador ya que podrían sufrir más inundaciones y deslaves.

La tormenta dejó 11 muertos en Nicaragua, ocho en Costa Rica y tres en Honduras, además de numerosos desaparecidos, según los cuerpos de socorro.

Entre tanto, comunidades continúan aisladas por la destrucción de puentes, inundación de carreteras, ríos desbordados y deslaves que arrasaron casas y caminos, mientras la saturación de agua en los suelos amenaza con nuevos derrumbes.

En Honduras, la parte más afectada fue el sur del país, mientras se mantiene con alerta amarilla en la mayor parte del territorio, señaló la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), mientras Nate avanza por su costa Caribe.

El encargado del Cuerpo de Bomberos en el departamento hondureño de Gracias a Dios, Sargento Dougas Espinal, dijo a la AFP que esa zona recibía "chubascos" la mañana del viernes pero sin mayores problemas.


Buscando desaparecidos

En Costa Rica, comunidades del Pacífico norte y de la zona sur continuaban inundadas, mientras los cuerpos de socorro buscaban a más de 30 desaparecidos.

El presidente Luis Guillermo Solís anunció tres días de duelo por las ocho personas muertas en el país, incluida una niña de tres años que falleció en un deslave que arrasó su vivienda.

Solís advirtió que a pesar de la mejora en el tiempo, persiste el riesgo de inundaciones y deslaves porque todo indica que continuarán las lluvias el fin de semana y los suelos están saturados de agua.

"Se ha hecho una valoración muy detallada de la situación climática, está mejorando, aunque no así en Guanacaste (noroeste) y la zona sur. Esta situación es engañosa porque va a llover el fin de semana y porque los suelos están saturados y hay posibilidad de deslizamientos", advirtió el mandatario.

Más de 5.000 personas permanecen en albergues de Costa Rica, y el presidente les pidió continuar en ellos unos días más para facilitar los trabajos de recuperación de las zonas afectadas.

En Nicaragua permanecían comunidades aisladas por derrumbes de carreteras en el norte y sur, en tanto miles de familias quedaron sin electricidad como consecuencia de las fuertes lluvias, según la vicepresidenta y portavoz oficial Rosario Murillo.

En Belice, el gobierno llamó a la población de las áreas bajas a desplazarse a zonas altas por el riesgo de inundaciones al acercarse Nate a sus costas.

Según el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos, Nate debe entrar al Golfo de México el fin de semana y podría tomar fuerza de huracán y arremeter contra el sur de Estados Unidos.

El ciclón aumentó su velocidad de desplazamiento a 22 km por hora, lo que ha propiciado la disminución de lluvias en la región, según Juan Carlos Fallas, director del Instituto Meteorológico Nacional de Costa Rica.

Inundaciones en El Salvador

En El Salvador, las lluvias provocaron inundaciones principalmente en el oriente del territorio. Entre los afectados está Usulután donde ríos como el Papayal han incrementado su cause por lo que varias familias han sido evacuadas.

El hospital Nacional de Jiquilisco, en el mismo departamento fue inundado por lo que las autoridades han tenido que evacuar a los pacientes.

Las autoridades reportan seis fallecidos por el temporal, además se busca a un desaparecido, también hay daños en infraestructura.

RELACIONADAS