Empresas & Management
Fecha de publicación: 2018-08-14

Goldman Sachs y Silver Lake asesoran a Musk para privatizar Tesla

La posible privatización de la compañía automotriz fue anunciada por Elon Musk la semana pasada, lo que ha provocado dudas en el mercado.

Por Bloomberg

Elon Musk, líder de Tesla, anunció que está recibiendo asesoramiento de Goldman Sachs y la firma de capital privado Silver Lake para la privatización de su empresa, conforme el multimillonario revela detalles a cuentagotas sobre una posible operación por más de US$70.000 millones.

En un tuit publicado la noche del lunes hora de California, el máximo responsable del fabricante de vehículos eléctricos dijo que también cuenta con asesores legales para la posible transacción.

Un portavoz de Tesla comentó que el tuit de Musk hacía referencia a sus propios asesores y abogados. Los miembros del consejo de la compañía no respondieron de inmediato a solicitudes para comentar el tema.

El nuevo tuit refuerza el modelo de 'cuentagotas' que ha adoptado Musk para explicar cómo conseguirá el dinero para la privatización de su empresa con pérdidas a una capitalización de mercado de más de US$70.000 millones.

Desde que el ejecutivo de 47 años dejó caer la noticia como una 'bomba' la semana pasada, ha usado la red social para dar detalles esporádicos a los inversores, atrapados en un vacío de información.

“Estoy entusiasmado de trabajar con Silver Lake y Goldman Sachs que actuarán de asesores financieros, además de Wachtell, Lipton, Rosen & Katz y Munger, Tolles & Olsen en asesoría legal, en la propuesta para privatizar Tesla”, escribió Musk el lunes.

Previamente,el empresario había revelado que Arabia Saudita llevaba interesada en privatizar Tesla desde hacía tiempo, lo que le había dado la confianza para escribir su tuit de la semana pasada, sobre lo que consideraba un acuerdo cerrado.

En un aporte a la confusión sobre quién está haciendo qué y para quién, Reuters informó que Silver Lake está asistiendo a Musk sin compensación alguna.

Silver Lake no ha sido contratado como asesor financiero de manera oficial y no está discutiendo actualmente participar como inversor, detalló Reuters. Un representante de Goldman Sachs declinó comentar y desde Silver Lake no respondieron inmediatamente a solicitudes para abordar el tema.

El fondo soberano de Arabia Saudita se acercó a Musk por primera vez a inicios de 2017 para discutir la retirada de Tesla del mercado, dijo el ejecutivo en una entrada de blog el lunes. Musk también confirmó que el Fondo de Inversión Pública saudita compró recientemente una participación de casi 5 por ciento y está interesado en ayudar a la privatización de Tesla, como informó Bloomberg el domingo.

Dudas en el mercado

A medida que Musk entrega más detalles, no está logrando convencer a todos. Totus Capital , con sede en Sídney, todavía mantiene una posición corta en acciones de Tesla y ha aumentado su apuesta bajista desde que el ejecutivo tuiteó sobre la privatización de la empresa, explicó Ben McGarry, administrador de fondos de la firma.

Las acciones de la automotriz han ganado 4.2 por ciento desde el 6 de agosto, el día antes de que Musk revelara por primera vez su propuesta.

Sin embargo, las acciones siguen por debajo del nivel de 420 dólares en el que Musk plantea que se podría comprar las acciones, lo que destaca el escepticismo de los inversores sobre la capacidad del ejecutivo para financiar la transacción.

La acción cerró en US$356,41 el lunes, lo que da a Tesla un valor de mercado de US$60.800 millones.

RELACIONADAS