seorimícuaro
ÚLTIMA HORA ►

Pensamiento crítico e inteligencia social, claves para el 2020

Lunes 22 de julio, 2013.
 

02J67494

 

¿Qué habilidades necesitarán las empresas en la década que viene?

 

Por: Portal Educativo

El Instituto del Futuro de la Universidad de Phoenix, Estados Unidos, ha llevado adelante una investigación que delimita las competencias que serán necesarias para desarrollarse con éxito en el ámbito laboral y disponer de las herramientas para enfrentar los desafíos que vivirá la humanidad en poco tiempo más: falta poco para 2020.

Las competencias que describe el informe de la Universidad de Phoenix son las siguientes:

- Pensamiento crítico

- Capacidad de desempeño en diferentes culturas

- Dominio del lenguaje computacional

- Desarrollar soluciones creativas para problemas estándar

- Poseer inteligencia social

- Capacidad para realizar procesos de evaluación crítica y elaborar contenidos para diversos medios de comunicación

- Comprender y manejar conceptos característicos de distintas disciplinas

- Diseñar acciones y tareas y aplicarlas para producir los cambios que se desean

- Discriminar y seleccionar información relevante

- Capacidad para trabajar en forma productiva con un equipo virtual

La importancia del desarrollo de estas competencias se sustenta en la realidad del mundo que se vivirá hacia el 2020: la esperanza de vida será significativamente mayor a la de 2010, el mundo estará mucho más global y conectado… Además, las personas deberán demostrar que son capaces de trabajar en un mundo que sigue cambiando con gran rapidez… No está lejana la época en que los títulos universitarios deban revalidarse cada cierto tiempo: ya no serán “para toda la vida”. Y también deberemos certificar competencias específicas: tic’s, idiomas, etc.

Según los analistas de la UNESCO, OCDE y otros organismos, en nuestros países, el 50% de las actividades de aprendizaje no desarrollan las llamadas habilidades blandas. El sistema educacional chileno aun privilegia la memorización (“saber contenidos sin capacidad de aplicarlos”)… Entonces, el pensamiento crítico no tiene un sustrato para desarrollarse: el alumno recibe el pensamiento ya elaborado, prácticamente sin discusión.

Qué duda cabe. En entorno educativo debe estar dispuesto para acometer grandes cambios.

 

 

 

 

COMENTARIOS:

Hosting Uruguay