seorimícuaro
ÚLTIMA HORA ►

Inclusión social domina debate sobre futuro de Latinoamérica

Miércoles 24 de abril, 2013.
 

 

foro_economico_mundial_170413

La existencia de barreras migratorias y de dificultades de acceso al crédito fueron reconocidos también por los especialistas como obstáculos aún en este camino.

 

El buen momento por el que pasa América Latina no debe diluirse ante la falta de un propósito común, advirtieron, en el marco del Foro Económico Mundial para América Latina más de 700 empresarios y representantes de gobiernos de todo el mundo que coinciden por estos días en Perú.

 

Por: Luis Alberto Sierra G.-estrategiaynegocios.net

Lima, Perú (Enviado especial). Las deliberaciones del Foro Económico Mundial para América Latina empezaron hoy en Lima con el enfoque abierto que es característico en este espacio. Fluyó el intercambio de ideas y propósitos. El objetivo: encontrar un punto de encuentro entre los propósitos empresariales y los avances que necesita la región, con el apoyo de los gobiernos y de otros sectores.

El tema que concentró la atención fue la preocupación porque el crecimiento económico y el buen momento que pasa esta región, en la que viven más de 580 millones de personas, brinde oportunidades que ayuden a mejorar la calidad de vida de un mayor número de personas, sin excepciones.

La inquietud por el tema la reconocieron en sus intervenciones los presidentes de Panamá, Perú y México, Ricardo Martinelli, Ollanta Humala y Enrique Peña Nieto, así como los representantes de compañías, de fundaciones y de gobiernos que participaron en diversos foros.

La existencia de barreras migratorias y de dificultades de acceso al crédito fueron reconocidos también por los especialistas como obstáculos aún en este camino.

Un ejemplo del entendimiento que aún falta para lograr una mayor inclusión se puso en uno de los foros, en el que se mencionó el caso de un emprendedor que encontró una manera de hacer posible que más personas que no pueden ver bien tengan lentes, pero cuya idea ha carecido de apoyo.

El Foro “deberá dejar el mensaje de una América Latina abierta al mundo”, destacó Anabel González, ministra de Comercio Exterior de Costa Rica, opinó que ésta se está mostrando como una región del mundo con futuro y en la que hay muchas oportunidades.

Para ello, enfatizó, será clave que la región avance hacia una mayor inclusión social, y asuma agendas estratégicas como innovación, incorporando plenamente el tema ambiental y el del crecimiento económico y sustentable.

González valoró el sentido de una reforma a la que se refirió el presidente mexicano Peña Nieto, durante el Foro, para que los bancos puedan prestar más y a menor costo, dándole oportunidad a las medianas y pequeñas empresas.

Los expertos no pasaron por alto el potencial que tiene América Latina, por tener una de las poblaciones más jóvenes del mundo, y apuntaron a la urgencia de seguir avanzando en materia educativa, área en la cual, destacó el presidente Martinelli, la región tiene aun grandes falencias.

Empresario de origen, el mandatario panameño invitó además a los empresarios a involucrarse más en la política.

El presidente peruano graficó el propósito que debe trazarse la región: se requiere crecer para incluir e incluir para crecer.

El jefe de Estado mexicano advirtió por su parte que la región no se debe deslumbrar, por lo que es el momento de darle impulso a todas las potencialidades que tiene cada país de esta parte del mundo.

Plateó además como una idea para expandir en América Latina la de impulsar la democratización de la productividad, para que el crecimiento y el desarrollo vayan de la mano.

Para Klaus Achwab, fundador y presidente del Foro Económico Mundial, es el momento de un abordaje multisectorial, que incluya a los jóvenes y a la sociedad civil.

La subsecretaria general de temas humanitarios y emergencias de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Baroness Valerie Amos, llamó la atención -dentro del propósito de lograr la inclusión social- sobre la importancia de tener más presente el tema de la atención de los desastres naturales, que ocasionaron el año pasado en el mundo pérdidas del orden de los US$138.000 millones. Latinoamérica es una región en la que no existe aún una cultura muy cimentada en el tema de los seguros, que permita proteger las inversiones frente a estas catástrofes, planteó.

En este sentido, Michel M. Liés, presidente ejecutivo de Swiss Reinsurance Company, consideró importante que los gobiernos cuenten con el respaldo del sector seguros, para que cuando ocurra una eventualidad dispongan realmente de dinero fresco.

 

 

COMENTARIOS:

Hosting Uruguay